Crisis

Crisis, al principio...

Al principio de la crisis salí a callejear buscando algo que me metiese en la realidad del momento, quería ver si el concepto estaba impreso en las calles y no sólo en los ecos de políticos hambrientos,   quedaba lo peor y estabamos a verlas venir, tanto desde el gobierno como desde la calle, luego vinieron las consecuencias y con ellas las reacciones. Pensé que la verdadera crisis estaba en nuestros corazones, y el tiempo no hace sino reafirmarme en esto, quiero decir, ¿si no denunciamos las pequeñas injusticias como esperamos que las grandes tengan algún tipo de sanción?. Vemos a compañeros de trabajo que no hacen lo que deben y los imitamos, vemos a gente tirada en la calle y ni nos inmutamos, lo que tenemos cerca lo dejamos pasar y luego exigimos justicia cuando nosotros no hemos sido justos con nosotros mismos reclamando la dignindad que nos han quitado en nuestros trabajos, nos conformamos con un trozo de mierda y eso nos basta para ser felices. La crisis no viene de los bancos aunque ellos tengan la gran culpa, ellos se han aprovechado de nuestras miserias y ansias, algún delirio de grandeza por querer tener lo que tu dignidad rota no te permitía tener... que delgada es la linea entre el estado del bienestar y un estado de esclavitud encubierta. Ahora echamos la culpa a los políticos y con razón, pero no debemos olvidar que en realidad ellos no son más que una representación del pueblo, por lo que si vemos en ellos a unos ladrones y vendemotos ¿no será culpa nuestra que esto sea así?... tropezamos continuamente en la misma piedra... en fin y aún con todo, ¡que viva la vida!

miguelangellopezgalan.com | fotógrafo

Read more